Región

71% de empresarios de la Región cree que Reforma Laboral será negativa

El presidente de la Corma, Fernando Raga, piensa que distanciará a trabajadores y empresa. El representante de Corbiobío y Socabío, José Miguel Stegmeier, y el gerente general de la Cpcc, Ronald Ruf, la consideran muy “sindical”, en un año que estará marcado por las promesas electorales

Llegó abril y con ello la entrada en vigencia de la Reforma Laboral, tal como lo anunció el Gobierno hace unos meses. Los resquemores ante su aplicación alcanzan el consenso nacional y , por supuesto regional: el 71% de los empresarios del Bío Bío cree que impactará negativamente.

Y sólo un 5% cree que llevarla adelante es positivo, mientras que un 24% se mantiene con una postura neutra.

Los datos estadísticos se desprenden del último índice de Percepción Empresarial Regional (diciembre pasado), perteneciente a la Cámara de la Producción y del Comercio Concepción, Cpcc, siendo elaborado por EY.

La opinión de la presidenta de la Cpcc, Elizabeth Gómez, es conocida por todos: ” dejó profundas interrogantes en los ejecutivos y empresarios encuestados”.

Sin embargo, en un año netamente electoral, el próximo Iper programado para junio podría mostrar algunas variaciones, considerando que uno de los candidatos que lidera las encuestas, el ex Presidente Sebastián Piñera, aseguró que hará una suerte de reforma a las Reformas: Tributaria, Laboral y Eduacional.

De hecho, el Iper pasado, el gerente general de la Cpcc, Ronald Ruf, declaró que las variaciones de percepción podrían ser “para bien”.

Críticas

Para el presidente de Corbiobío y Socabío, José Miguel Stegmeier, la Reforma Laboral es contraproducente.

“La verdad es que la hemos criticado. Va en contra de lo que el mundo esta haciendo. Requerimos mejorar la productividad, la capacidad y de cómo se enfrenta la jornada laboral”, aseguró Stegmeier.

Agregó como ejemplo que “no considera el mundo agrícola. La Presidenta Bachelet se abrió a ver de forma independiente al mundo de la agricultura. A pesar de los acuerdos previos en la Mesa Agrícola, no se hizo. Cada día complican más al sector privado con leyes complejas. Insisto, nosotros estamos legislando con mirada de los años 60 y 70, cuando el mundo ahora esta en otra. Es más sindical que laboral. Lo más importante es que el individuo tome decisiones, que el trabajador sea recompensado”.

El gremialista también extrañó que no se considere a los temporeros. “El tema es ver la forma de su previsión e imposiciones adecuadas, para que ellos puedan tener un ahorro previsional temprano”.

Para el presidente de la Corporación Chilena de la Madera ( Corma), Fernando Raga Castellanos, las consecuencias serán reales. “Tenemos socios muy diversos, que serán afectados en forma distinta y también su nivel de preparación es heterogéneo”.

Precisó que “coincidimos con lo expresado por diversos especialistas en el sentido de que probablemente aumentará la conflictividad y judicialización. Incluso, los episodios de violencia. En el mediano y largo plazo posiblemente funcionará como un desincentivo a la inversión, introduciendo elementos de riesgo e incertidumbre y fomentará el reemplazo de trabajadores por maquinarias y tecnología”.

Y al igual que el presidente Corbiobío y Socabío, José Miguel Stegmeier, el presidente de Corma también tiene preocupaciones puntuales con la puesta en marcha.

“El tema del reemplazo y los servicios mínimos; la titularidad sindical y no extensión de beneficios; y la no contribución a una mayor flexibilidad y productividad”, enumeró Raga.

Es por ello que hizo un llamado. “Es necesario abrir oportunidades al trabajo flexible en materias de horarios y jornadas variables; permitir el reemplazo bajo determinadas condiciones para favorecer a las pymes y no coaccionar a los no sindicalizados a través de la no extensión de beneficios. Del mismo modo, se debe erradicar explícitamente la violencia como elemento tácito de negociación”.

Para el gerente general de la Cpcc, Ronald Ruf, hay puntos claves discutibles: que la nueva ley no se hace cargo de las falencias del mercado como la baja participación de mujeres jóvenes y adultos, mal clima entre el sindicato y la empresa, poniendo como ejemplo La Minera Escondida.

“Es importante destacar que el año 2017 es un año eleccionario en que los ánimos siempre se polarizan y a eso hay que incluirle un dato que no es menor y es que este año por calendario, le corresponde a un número importante de grandes empresas en Chile negociar colectivamente, por tanto esperamos que las empresas y los trabajadores tengan la mirada de futuro, pensando que más allá de un año eleccionario lo que se necesita es que las empresas puedan llevar a cabo su quehacer, puedan cumplir con sus compromisos y, por otro lado, que los trabajadores puedan tener un trabajo digno y estable”, observó Ruf.

Defensa

Ante el pesimismo del mundo empresarial, el director (s) de la Dirección del Trabajo Bío Bío, José Manuel Álvarez, indicó que se han hecho todos los esfuerzos para que la llegada de la nueva norma sea óptima.

“El objetivo de la ley es como se planteó el 2015, cuando ingresó el proyecto. Efectivamente es propender a tener leyes laborales más modernas y apunta principalmente a los procesos de negociación colectiva, por lo tanto tenemos la convicción de que lejos de producir un efecto negativo, será positivo, por que la ley basa su espíritu en construcción de acuerdos”.

También hizo hincapié que tanto empresas como sindicatos se informaron previamente. También la Dirección del Trabajo hizo capacitaciones a sus funcionarios para brindar un buen servicio.

“Hemos enviado 400 cartas informativas a las empresas y sindicatos en el periodo transitorio. Por lo tanto, hemos hecho un trabajo de bajada y de operación, potenciando nuestro equipo de relaciones laborales, con capacitaciones a los funcionarios, empresas y sindicatos”, puntualizó Álvarez.

Fuente: diarioconcepcion.cl

Escribir un comentario

A %d blogueros les gusta esto: