Política Región

Eguiluz emplaza a intendente a explicar millonario gasto en distribución de agua en comunas afectadas por la sequía

Un emplazamiento al intendente Rodrigo Díaz a explicar cómo es que la región ha pagado más de 23 mil millones de pesos a un sólo empresario, dirigente del gremio de los camioneros, por el transporte de agua a las localidades afectadas por la sequía, hizo el presidente regional de RN, Claudio Eguiluz.

El dirigente político sostuvo que “hay antecedentes que se han conocido públicamente que dejan muchas dudas y no se entiende que todo el sistema de distribución de agua se realice con un solo proveedor y además que estos contratos donde se hay involucrados 23 mil millones de pesos se hayan realizado por trato directo”.

Claudio Eguiluz dijo que “de los antecedentes conocidos lo que más llama la atención es lo ocurrido en 2014 en Hualqui, donde se pagaron 381 millones de pesos para sólo 637 personas. Si pensamos que una familia está formada por cinco personas, estamos hablando de 3 millones de pesos por familia”.

A juicio del presidente de RN, “lo ocurrido en Hualqui en 2014 es un robo y jamás una familia ha recibido esa cantidad de recursos por sequía, por lo tanto el intendente tiene que explicar lo que ha ocurrido en estos años con estos contratos tan beneficiosos para un solo empresario”.

Añadió que “estamos viendo un gasto que claramente es desproporcionado y eso explica por qué en la región no se han implementado soluciones de fondo para enfrentar la sequía y sólo se han financiado acciones de parche”.

Eguiluz recalcó que “en las regiones afectadas por la sequía se han invertido 92 mil millones de pesos, y sólo en la Región del Biobío se han gastado 23 mil millones de pesos, esto es el 25% del total”.

Pero esto, agregó, no es lo único llamativo de los datos publicado respecto a la Región del Biobío, ya que de acuerdo a la información que habría entregado la propia Intendencia en 2013 se invirtieron $3.533 millones en el arriendo de camiones aljibe para abastecer a 45.341 personas. Al año siguiente (2014), el monto subió a $6.562 millones, pese a que el suministro de agua potable sólo llegó a 41.784 personas, 3.500 menos que el año anterior.

Todo esto, insistió, “es muy grave y se requieren que el intendente explique lo que ha ocurrido, ya que esto no se resuelve con una sonrisa, acá hay miles de millones que pertenecen a todos los chilenos y que han gastado de una forma, a lo menos, sospechosa”.

Escribir un comentario

A %d blogueros les gusta esto: