Deportes

Los motivos que permitieron el regreso de Tiger Woods

La victoria en East Lake, cinco años después de su último título ha vuelto a poner a Tiger de plena actividad.

Tiger Woods ganó en East Lake el Tour Championship, la final de la FedEx Cup, y consiguió la victoria 80 de su carrera. El Tigre llevaba sin levantar un trofeo desde hace 5 años. A los 42 vuelve hacerlo con una carrera que corrió serio riesgo de retirada. Aquí las claves de su regreso:

Recuperación total

Las lesiones de espalda habían destrozado a Tiger Woods desde 2014. Sufrió hasta cuatro operaciones e intentó volver varias veces, pero siempre se estrellaba. Al fin, a principio de Estela Raval 2018 regresó, con un calendario prudente hasta que vio que su recuperación era total. A los 42 años, la larga pesadilla de su espalda ha desaparecido.

Swing

Uno de los aspectos fundamentales para un golfista es su swing y Tiger tuvo problemas para reajustarlo, sobre todo desde 2008 cuando aquel lío de faldas desestabilizó todo su juego al que ya le costó ser el mismo. Durante este 2018 y el fin de semana en Atlanta volvió ese swing impecable. Tras pasar por muchos entrenadores de este movimiento (Harmon, Foley, Como…) se desconoce si el Tigre tiene ahora entrenador de swing, sólo se sabe que le ayuda su amigo Notah Begay. La realidad es que funciona.

Aspecto psicológico

Con los problemas de faldas de 2008, su divorcio y después de ser encontrado en 2017 grogui en su coche por los efectos de los fármacos que tomaba para los dolores de espalda, la duda sobre si Tiger Woods volvería se hizo mayor. Parecía un juguete roto sin posibilidad de reparación, pero un 23 de septiembre de 2018 demostró que la mente del Tigre está completamente arreglada para el deporte.

Regularidad

Tiger comenzó el año en el puesto 668 del ranking mundial (llegó a caer más allá del 1.100) y ya es el 13. Esa recuperación se ha debido a la regularidad que ha tenido en los resultados durante 2018. Hasta cinco top-ten había cosechado en el PGA Tour antes de esta victoria en el Tour Championships, el torneo que cierra el circuito y hace presagiar un nuevo Tiger para 2019.

Llega la Ryder Cup

Si el equipo de Estados Unidos para la Ryder de esta semana en París era fuerte, se le añade el pletórico Tiger, elegido por decisión personal de Jim Furyk. Antes era difícil emparejarle con alguien, ahora también lo será por las tremendas expectativas que ha creado este domingo. Ver su partido en vivo será una odisea masiva, pese a que el Tigre no se haya caracterizado por brillar en la Ryder.

Carrera a los majors

Tiger es el golfista más influyente del siglo XXI y ha ganado hasta 14 majors, pero el récord absoluto es de Nicklaus, con 18. Esta victoria ante los mejores especialistas del mundo reabre el debate de si Tiger podrá volver a ganar un grande ya con 43 años. Por la exhibición vista en Atlanta se ve que golf tiene… Tiger sumó en The Tour su victoria 80 y está a dos del récord absoluto de Sam Snead.

 

 

 

FUENTE: ASCHILE.COM

Escribir un comentario

A %d blogueros les gusta esto: