Opinión

UN NUEVO AMANECER LABORAL

Con la llegada del gobierno se puede apreciar de manera nítida un nuevo amanecer laboral, es que podemos percibir que se está cumpliendo de manera efectiva la  deuda existente con los trabajadores de Chile, no solo reivindicándose su dignidad por la vía de mejorar sus remuneraciones y reconocer su importante labor para el desarrollo del país, sino que además introduciendo cambios al código del ramo que permiten la protección y acceso al mundo laboral de grupos antes desprotegidos o discriminados. La prolífica lista de reformas del gobierno comprende una serie de materias, así  respecto de  las  remuneraciones,  y  con el fin de avanzar en el logro de mayor igualdad social,  se aumenta el ingreso mínimo en un  5,9% nominal,  superándose los tres últimos reajustes conseguidos por el gobierno anterior, esto es, se aumenta el ingreso mínimo de $276 mil a $286 mil en agosto de 2018, para alcanzar la cifra de $300 mil en marzo de 2019. Asimismo se introducen matices de flexibilidad a contratos de trabajo de jóvenes estudiantes, permitiendo que jóvenes de un rango etario de 18 a 28 puedan acceder a trabajo formal con jornadas de trabajo más breves, máximo 30 horas semanales,  y adaptables a sus horarios de estudio. Se disipa además uno de los escollos más importantes que debían sortear las mujeres para acceder a trabajo formal y remunerado, esto es, el cuidado de los hijos, estableciendo el deber de contar con salas cunas para todas las empresas, cualquiera sea el número de trabajadores de su dependencia, eliminándose el límite de  contar con veinte o más trabajadoras,  además se tramita un proyecto que les permitirá optar a que el pago del beneficio de sala cuna se haga a un profesional o técnico del área de salud o del área de educación que desempeñe el cuidado del o la menor en el domicilio de la trabajadora o en el lugar que ella determine, o bien un familiar hasta el segundo grado por consanguineidad o afinidad que desempeñe labores de cuidado del o la menor. También se modifican las normas sobre cotización de  trabajadores independientes, estableciéndose  gradualidad en la obligación de cotizar, esto es, la retención mensual actual del 10% de los honorarios permitirá pagar íntegramente, en la Declaración Anual de Impuesto a la Renta del año 2019, las cotizaciones para el Seguro de Invalidez y Sobrevivencia, el Seguro Social contra Riesgos de Accidentes del Trabajo y Enfermedades Profesionales y el Seguro de Acompañamiento para Niños y Niñas y para salud, ahora bien,  este  porcentaje de retención mensual de los honorarios se incrementará gradualmente durante un periodo de ocho años, en un 0,75% anual, hasta alcanzar el año 2026 un 16%; y el noveno año se incrementará en 1%, para llegar a 17% en 2027, momento en que se dará cabal cumplimiento a la obligación de cotizar.

En materia de creación y promoción de empleos, se da a conocer una nueva Estrategia Nacional de Empleo, es decir, la implementación de políticas gubernamentales para “crear más y mejores trabajos en el país”. El ministro del Trabajo, Nicolás Monckeberg, explicó los detalles de la iniciativa, la que pretende generar un mercado laboral más inclusivo y eliminar los obstáculos que impiden que muchas mujeres y jóvenes estudiantes ingresen a prestar servicios laborales remunerados, lo que se lograra a través de las mencionadas reformas, que es una respuesta frente a la necesidad de modernizar la legislación laboral, las relaciones de trabajo así como los mecanismos de capacitación de trabajadores. Un factor imprescindible para generar empleo es poder fomentar la inversión para lo cual se ejecutaran  acciones concretas como la instalación Oficina de Gestión de Proyectos Sustentables (GPS) y la Oficina de Productividad y Emprendimiento Nacional (OPEN) para que el trabajo y la inversión en Chile se reactiven.

 

 

CLAUDIO CUSACOVICH VASQUEZ

ABOGADO LABORALISTA.

 

Escribir un comentario

A %d blogueros les gusta esto: