Región

Vecinos del Barrio Universitario exigen erradicar el microtráfico

Pese a que durante las últimas semanas se han conocido situaciones asociadas a una significativa alza en el tráfico de drogas en el interior del campus de la Universidad de Concepción (UdeC), estas no son del todo nuevas en el sector y representan una preocupación constante para quienes transitan a diario por el barrio universitario.

Así lo explican los vecinos de esa zona y locatarios de Plaza Perú, quienes reconocen que en reiteradas ocasiones expusieron este tipo de situaciones a las autoridades pertinentes, junto a otros hechos de violencia, sin recibir respuesta alguna. Por ello destacan que la casa de estudios tome las primeras acciones para erradicar el tráfico, tanto con la querella presentada este miércoles por amenazas a un guardia, como por la carta que el rector Sergio Lavanchy envió al intendente Rodrigo Díaz para solicitar mayor seguridad al campus y al barrio.

También enfatizan en la necesidad de mayor seguridad en el sector, pese a la incorporación de un retén móvil hace algunos meses, lo que vienen trabajando hoy en reuniones con la municipalidad, Carabineros y la Gobernación.

SOLICITUD FORMAL

Luego que en los últimos meses se conociera la realidad que vive la UdeC en su campus, sus guardias cuentan que han sido amenazados por traficantes que frecuentan el recinto durante las tardes, quienes son ajenos a la casa de estudios.

Estas situaciones han inquietado no sólo al personal de seguridad, sino que a toda la comunidad universitaria, la cual por medio de sus sindicatos de trabajadores solicitaron a las autoridades mejorar los protocolos de seguridad, lo que se ha plasmado en el aumento de dotación de guardias al interior del campus.

Respecto a las medidas adoptadas por la casa de estudios, los dirigentes del sector se mostraron conformes con el rol que ha comenzado a jugar en la lucha contra el tráfico de drogas. “Me parece maravilloso lo que están haciendo desde la Universidad para erradicar el tráfico. Eso y eliminar el comercio ambulante le permitirán al barrio y a la Plaza Perú volver a ser el polo de atracción que eran hace cinco años atrás”, explica Marcela Iglesias, presidenta de la asociación gremial, gastronómica y turística de Plaza Perú.

Mario Pérez, presidente de la junta de vecinos Bernardo O’Higgins, agrega que “como junta de vecinos abordamos el tema de manera tímida o incipiente, pero apoyamos todas las gestiones de la universidad de manera de eliminar ese tipo de amenazas que sufrió el guardia. Quisiéramos que hubiese más trabajo de la Policía de Investigaciones (PDI) y presencia de Carabineros, que ya hemos solicitado, ya que no lo vemos tanto”.

TRABAJO PENDIENTE

Ambos dirigentes coinciden en que las acciones solicitadas por la UdeC van en buen camino, sin embargo, aclaran que aún falta camino por recorrer para erradicar hechos de violencia, por lo que han sostenido reuniones durante esta semana con la municipalidad y Carabineros.

“Hemos notado que no hay presencia de carabineros en el lugar y el tráfico se percibe por el puro olor. También uno ya identifica a personas que ejercen el microtráfico. Sabemos que no podemos tener a Carabineros como punto fijo y esperamos que en las reuniones ayuden a que esto disminuya, pese a que es complicado”, apunta Mario Pérez. Además detalla que en la última reunión le solicitaron al municipio “favorecer el horario de la tarde noche los días jueves y viernes para el trabajo del retén móvil en la Plaza Perú”.

Marcela Iglesias agrega que no ha habido mayores cambios desde la llegada del retén móvil: “Estamos trabajando en reuniones para que el retén llegue en los horarios en que realmente se juntan en la plaza. Vamos por buen camino, ya que los miércoles, jueves y viernes ocurre el tráfico. Esto incluso yo ya lo había planteado hace algún tiempo a la PDI. Avanzamos poquito pero vamos bien”.

Fuente: elsur.cl

Escribir un comentario

A %d blogueros les gusta esto: